Con el paso del tiempo, la piel del cuerpo y de la cara se desgastan y pierden su brillo natural. Y es que el exceso de exposición al sol o la falta de higiene, provocan manchas o arrugas, muchas veces irreversibles. Por esta razón, hoy te damos una guía de tratamientos ideales para lograr un rejuvenecimiento facial. O, si te interesa ser un profesional en medicina estética, puedes consultar nuestro curso medicina estética. ¡Sigue leyendo!

¿Qué es un tratamiento de rejuvenecimiento facial?

Este concepto, utilizado en gran medida en medicina estética, hace referencia a todos los tratamientos que evitan el envejecimiento. Todos  ellos tienen el objetivo de eliminar o minimizar arrugas, impurezas en la piel, lesiones vasculares y reducir poros a través de variadas técnicas.

El lifting sin cirugía, los rellenos faciales, la luz pulsada y la radiofrecuencia son los métodos que se usan comúnmente. Es gracias a estos que la piel gana uniformidad y el colágeno se regenera. Además, se eliminan las imperfecciones y se tonifican la flacidez del  rostro.

¿Qué provoca el envejecimiento facial?

Como ya hemos mencionado, el envejecimiento del rostro es un proceso natural que surge por diversos motivos. Puesto que se acaban y dañan ciertas estructuras de la epidermis, esta mostrará marcas del paso del tiempo, traduciéndose en las arrugas, los surcos o las manchas.

Una de las principales causas del envejecimiento facial es la luz UVA solar, que provoca que aparezcan arrugas y manchas. La exposición prolongada a esta y sin la correcta protección,  generará la aparición de señales de forma anticipada y, en ciertas ocasiones, permanentes.

No obstante, la pérdida del colágeno también provoca que la piel pierda tonificación y se vea flácida y con menos densidad.

Así, además de la radiación solar o la falta de colágeno, otras causas que provocan recurrir al rejuvenecimiento facial a partir de tratamientos son el tabaco, el estrés, el alcohol y la mala alimentación.

Por esta razón, es importante cuidar la piel para mantener un rostro saludable y joven y retrasar el desgaste natural. Solo hay que mantener ciertos hábitos saludables y con eso ganarás ventaja. Por ejemplo, el uso de crema protectora, llevar una dieta saludable y equilibrada y hacer una rutina de limpieza, te ayudará bastante a evitar un envejecimiento prematuro. Igualmente, hidratar la piel y usar productos no agresivos será muy beneficioso.

Mejores tratamientos para rejuvenecer el rostro

Existen varios tratamientos para revertir los signos del envejecimiento facial y cada vez hay más innovaciones en dicho sector. Sin embargo, si deseas aplicarte alguno, es importante que acudas con algún profesional que sea experto en el tema. Él te dirá qué tratamiento es el indicado para ti por tu tipo de piel, los resultados que desees obtener y del diagnóstico previo. Aún así, es necesario que te informes de ellos y conozcas para que sirve cada uno. A continuación te los explicamos.

Exfoliantes faciales

Este tratamiento es el ideal para empezar a revertir el envejecimiento. Esto es así porque elimina la capa de piel que acumula suciedades y excesos de grasas. Sin embargo, lo mejor es usarlo como complemento a algún otro tratamiento.

Las mejores formas para exfoliar la piel son con los peelings médicos en consulta o con ácidos fructuosos usados en cosmética. También, puedes utilizar procedimientos mecánicos como las puntas diamantadas o, mejor, los láseres.

Botox infiltrado 

Aunque no lo creas, el botox es de las técnicas menos invasivas y más usadas. Es un procedimiento sencillo que da resultados de forma inmediata. Aún así, la clave está en acudir con un experto que tenga experiencia en anatomía facial. Así, él se encargará de infiltrar la sustancia directamente al músculo que corresponda.

Lo más común es que se aplique en el entrecejo para relajar la expresión de ceño fruncido. Aunque también es muy efectivo en labios y arrugas cerca de la boca.

Radiofrecuencia para el rejuvenecimiento facial

Esta técnica se usa constantemente para el rejuvenecimiento facial y corporal, y tiene buenos resultados. Su funcionamiento se basa en calentar la epidermis para que por conducción, el calor traspase todas las capas. Así, se llega a la dermis en donde el calor compacta el colágeno producido.

Ácido hialurónico

Es uno de los rellenos faciales más usados, ya que este ácido se encuentra de forma natural en el cuerpo. Por lo que al colocarlo en la piel se reabsorbe y sus efectos duran entre 12 y 24 meses, dependiendo de la persona.
Esta sustancia se infiltra en las arrugas y líneas de expresión, que se rellenan al momento. El contorno de ojos, la zona de alrededor de la boca y la zona nasogeniana son las áreas faciales más tratadas con ácido hialurónico.

Hilos tensores

Para realizar este tratamiento se introduce una aguja que produce una herida interna y deja un hilo reabsorbible. Esto crea una malla tensora que combate la flacidez. Dicho tratamiento también es un proceso rápido y eficaz que reactiva la producción de colágeno de manera natural.

Son muchos los tratamientos de rejuvenecimiento facial que se utilizan para recobrar el brillo natural de la piel. Pero para nosotros, estos son los más recomendables por sus buenos resultados y duración. Aún así, todo dependerá de la persona y sus necesidades dermatológicas.
Elige tu ubicación

Latinoamérica

Europa

¡Hola! Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar el uso de esta web. Así podemos mejorar tu experiencia de navegación y uso, además de poder mostrarte contenido publicitario de tu interés. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies